El Senado de EEUU compungido por la pérdida de Ted Kennedy